Archive for the ‘Uncategorized’ Category

YO NO FUÍ

noviembre 30, 2009

Tenía que pasar. Lo importante es tener la noticia, fuera queda la posibilidad de cuestionar lo que se hace noticia. Diego, pero que podría ser cualquiera ha sido insultado por todos los que se cruzanab con él, lo han puesto a caer de un burro, lo han llamado violador de niñas, lo han llamado con los peores tabúes de nuestra bien hablada sociedad. Y no había hecho nada de lo que se le indicaba. ¿Y ahora qué? Pues la culpa es del sistema, no de las personas.

http://www.abc.es/20091128/nacional-canarias-tenerife/absuelto-200911281649.html

Y la culpa es de Nestlé, y la culpa es de Nike, y la culpa es de la marcas (Leer “No Logo”, de Klein). Pues no. Nos están tomando el pelo. La culpa es del primer incompetente que, habiendo pillado en anteriores filtraciones, esta vez la caga. La culpa es de todos y cada uno de los periodistas que publican con títulos que se pasan por el forro la presunción de inocencia, y la culpa es de todos los que nos hemos creído a unos hipócritas que ya han dado muestras de su incompetencia en más ocasiones.

La culpa pues, es de todos. Felicidades, cuando la culpa es de todos, ya no es de nadie. Redimidos quedamos.

Anuncios

MUSE EN MADRID

noviembre 29, 2009

Ayer fue una gran noche para nosotros, los modernos (parafraseando a R. Rorty). Ayer pude estar en el conciertazo de Muse, uno de los grupos más geniales en la actualidad. Geniales para bien y para mal, desde canciones sublimes que resultan elevadoras hasta canciones que cuesta acabar de oirlas. Nadie dijo que ser moderno fuera fácil.

Lo primero fue la cola para entrar que había a las siete y media. Una cola eterna porque a las 9, media hora antes del concierto, ya no había nadie fuera del palacio de deportes,y es que el público de Muse los adora. En una hora y cuarenta minutos (para mí, tras ver al viejo Boss, poco tiempo) realizaron un viaje por sus temas más euforizantes ante un público que, más que estar a la altura, fue lo mejor de la noche.

Y decir que fue lo mejor de la noche es decir mucho, porque la honestidad que supone enfrentarse a sus acólitos fue apoyada por un espectáculo conceptual y futurista que remarcó el espíritu que el grupo quería representar.

Nada de baladas ni canciones bonitas; caña y más caña para llevar al público a un nivel de sinergía como yo he visto pocas veces en un concierto.Y ello desde la distancia que, quizá teatralmente, marca la banda con su público. Liderados por Matthew Bellamy, la banda de Devon montó un espectáculo de luces y lásers que nos introducían en unos temas contundentes, exigentes, exagerados, arrebatadoramente nostálgicos con letras hirientes, reivindicativas y delirantes (y es que el carácter de Bellamy da para eso y más). A mí, con “Map of the Problematique” ya me habían ganado.

Todo un gozo para nosotros, los modernos.

INTERNET E IDENTIDAD

noviembre 24, 2009

Tiempos extraños en los que internet se ha tornado imprescindible. Ya no sólo por lo que te bajas o lo que lees, sino para cconstituir tu identidad post adolescente. Tras las redes sociales no volveremos a se los mismos.

Un universo en el que ha ido diluyéndose el anonimato para concretarnos en identidades reconocibles fuera del ámbito tecnológico. Dicho mejor, Juanito, que antes era Juan1975 ahora vuelve a ser Juanito. Más aún, damos la posibilidad de que alguien nos encuentre, cuando hace un tiempo buscábamos la escapada, la huída de la ciudad, del mundo, de la etiqueta (tag). Eso cuando los tiempos que corrían eran favorables. Ahora, en las épocas más convulsas pedimos ayuda a los demás, queremos que nos encuentren, que nos reconozcan, que nos llamen Juanito. Quizá esta sea una de las razones por las que Lady Gaga triunfa.

Internet nos constituye, y aunque lo que se ve en internet no soy yo, yo sí que estoy constituido en parte por internet. Es el tiempo de los complejos, de las identidades poliédricas, de los perdedores, de los que no han triunfado, de los apolíticos y de los escépticos, de los desinformados que dan verdaderas noticias, de los cinéfilos que hacen obras menores y de los profesores que reciben lecciones buenas y malas todos los días en centros descentralizados; es nuestro momento. Losas de responsabilidad aplastan la experiencia de los que hemos de mover el nuevo mundo, un mundo inerte más vivo que nunca, con terabytes.

Lo dejo que me vuelvo posmoderno. Addenda: Buen momento para volver a ver “Días Extraños”.

KOBE BRYANT

junio 12, 2009

Ayer ganaron los lakers a Orlando. ¿La clave? Derek Fisher y el miedo a ganar de Orlando. Siempre he sido crítico con Bryant, en cuanto que me parece  un jugador de estética envidiable pero de efectividad relativa. Veamos los porcentajes de tiro en la final.

Date Opponent Result MIN FGM-A 3PM-A FTM-A OFF DEF REB AST STL BLK TO PF PTS
Playoffs
jun 11 @ ORL 4 W 99 – 91 49 11 – 31 2 – 6 8 – 8 1 6 7 8 1 1 3 3 32
jun 09 @ ORL 4 L 104 – 108 40 11 – 25 4 – 9 5 – 10 1 2 3 8 0 0 4 5 31
jun 07 vs. ORL 4 W 101 – 96 49 10 – 22 1 – 4 8 – 10 0 4 4 8 2 0 7 2 29

Es decir, ayer anotó 11 de 31. Incluyendo una retaila de errores en la parte fiinal del partido hasta que se le ocurre pasar a Fischer. Antes 11 de 25 y 10 de 22.

Todos recordaremos el pase a Fischer, pero no recordamos las dos pérdidas de balón por no pasar. Es un jugador que ha de recordar que el juego, cuando  tienes a jugadores como Gasol o Odom, ha de basarse en pasar. Baste con recordar el partidazo que hicieron Lakers en el último encuentro de la final de conferencia. Balón a Gasol en el poste, distribuir y canasta, participando todos los jugadores de igual forma.

Leía a periodistas estadounidenses criticar a Kobe por su juego en cuanto a pase. De igual manera, no hemos de negar la intensidad que Kobe puso en el partido de ayer. Estuvo pegándose en el rebote,  se hizo de respetar en un enfrentamiento con Howard, luchó todos los balones.

La cuestión, finalmente, es si Kobe merece, en el caso de vencer lakers, el MVP. Se lo darán, porque es el que más anota. Supongo que es el más mediático, el que más anota (porque es el que más tira) y el más estético. Otra cuestión será cuando tratemos suu selección de tiro. Aunque eso, cuando se ganaa no importa. Sí que importó en el tercer partido de la serie. No importará si gana el anillo.

RESPUESTAS ANTE LA SOLEDAD

abril 6, 2009

He tenido el placer de ver la segunda temporada de Californication, la que puede que sea para mí una de las mejores series que jamás he visto. Capítulos de 25 minutos en una cantidad de 12. Ese formato consigue que las cosas que se realizan estén pensadas y no tengamos esas secuencias largas sin acción, sin diálogo y sin calidad.

Estoy en una etapa en la que el norte lo veo difuso, las certezas dejan de ser tales y los pegamentos que daban unidad a las percepciones se han diluido. En ese caso mucha gente decide ocuparse. Trabajan más y mejor. Pienso en una conocidad: crisis existencial=trabajo el doble. Dice que de esa manera se olvida.

Interesante. En el otro extremo están los gurús de la superación, los de focaliza el problema y supéralo. Nunca he podido ver las respuestas de ese tipo de tratamiento a medio y largo plazo; y dudo de si las neurosis de los conflictos de este ilustrado se resolverían mejor.

El caso es que esta serie me sigue haciendo pensar, en los asideros de sentido que tenemos, y en las consecuencias que la falta de asideros provoca. El protagonistapadece de esa falta de asidero, que en su caso es su familia. Dicho así puede resultar ñoño, más para nuestra supergeneración independiente (más de boca que de  hecho, y si es de hecho, neurotizada). Mis padres siempre tuvieron ese asidero, y trabajaban y hacían las cosas de una forma conforme a ese proyecto (no se lleve este argumento a una defensa de la familia atemporal y sagrada).

Es por ello que esta serie me golpea y me hace que evite caer en la autoindulgencia, tan dañina y maestra del presente, que te  imposibilita proyectar nada. Si queréis podéis acudir a Heidegger y su “nada”, que vendría a decir algo parecido pero mucho más complicado y, si gusta, metafísico.

Los personajes de la serie están solos; a pesar de ser atractivos, de tener sexo, de drogarse, de beber, de tener una vida excitante (fijémonos como la excitación en momentánea, no cómo un asidero, que debería ser perdurable). Quizá uno de los errores es que nuestra vida es tan monótona, o la creemos tan monótona, que lo excitante está por otros lados, o por comportamientos que podrían generar en muchos de nosotros sentimientos de culpa.

Se busca asidero. Mucha suerte necesito. En especial para no conformarme con lo excitante. Todo sea que asirse sea aburrido.

LA MATÉ PORQUE NO ERA MÍA POR INTERNET

enero 28, 2009

Hablaba con un buen amigo el otro día la importancia de los videojuegos y las realidades virtuales, y cómo esa estética se iba vinculando a otros campos como el cine (pensemos en la peli wanted).

En otras ocasiones me he preguntado si practicar sexo por la red (si es que a eso le podemos llamar sexo y no al imaginado, o viceversa, o ninguno) puede ser razón de separación de una pareja. “La pillé masturbándose a través de la red con otra persona”. Como siempre, la realidad supera a la ficción.

http://blogs.periodistadigital.com/tecnologia.php/2009/01/27/facebook-muerte-richardson-inglaterra

El lumbreras de la noticia se cargó a su ex porque había cambiado su estado civil en el facebook a soltera. Repito, la gota que colmó el vaso fue que todo el mundo supiera a través de la red que ella no estaba con él (y ahora mucha gente comprendería por qué).

Esto viene de una implicación que tenemos todos los que tenemos facebook, y es la presunción de veracidad de todo lo que ponemos en esa página. Puede que esta primera afirmación sea exagerada, pero vamos a ponerla a prueba.

Antes, cuando uno entraba a un chat había cierto juego con tus identidades. Yo podía llamarme igor y ser una tipa exuberante, o llamarme sara y ser manolo, incluso ser manolo y ser más de uno. En estos casos todos los que participaban del juego lo asumían como tal. Me pueden engañar o no, pero como me entretengo voy a dar por bueno el engaño y actuaré como si no existiera.

El siguiente paso fue el messenger. Cuando en los programas de ayuda a los papis se les decía que informaran a los hijos de los peligros de dar el messenger se estaba diciendo otra cosa: mientras en el chat entras y sales como quieres, en el messenger sueles entrar siempre bajo la misma identidad, y salvo casos anormales cada uno entra con su identidad más cómoda, que normalmente es uno mismo.

Pero aún así estábamos solos y llegó facebook. Facebok da la posibilidad de no estar a disposición de todo el mundo cuando te conectas. Una de las grandes molestias era que, cuando te conectabas, los que no pegaban ni chapa (como tú en ese momento) te asaltaban con el clásico “q tal?”. A partir de ahí se iniciaban diálogos que obligaron a mucha gente a ser dioses que se ponían en “invisible”, y sólo hablaban contigo cuando lo deseaban, apareciendo de la nada con el famoso “q tal?”.

En el facebook esto ha cambiado, y es una página en la que cada uno pone una cosilla y aparece en un muro en el que todos lo ven. También hay chat pero no es tan utilizado. Sobre la base de una información veraz encuentras a gente de tu cole, de tu insti, de tu uni, de tu pueblo, etc,…

Entonces existe una presunción de que lo que pones en tu facebook es verdad. Es verdad porque es un espacio al que dejas entrar a quien tú quieres, por lo que el engaño resultaría poco productivo, si se me permite el símil. Quizá ahora podamos entender la respuesta del señor Richardson cuando vió que su mujer aparecía como soltera. Era la confirmación de que deseaba que todo el mundo (a quien dejaba verle) conociera que ella estaba separa de él y que no volvería. Una interpretación más radical nos llevaría a que, al estar soltera, estaba autorizando a toda la gente a que le apretara por la red. El resultado fue el que ya conocemos, le mató al ver esta información.

En ningún momento hemos de ver este caso como un aviso frente a posibles actuaciones iguales. Lo que me gustaría indicar es cómo ha variado el margen de publicidad de la información. Pensemos en el daño que puede suponer colgar que “a, que estaba casado con b, se ha liado con c”, estando a,b y c en el mismo grupo de amigos del facebook.

Nuevas formas de calumniar, de obtener información sensible y de herir se ofrecen en un mundo en el que cada vez es más fácil la comunicación y el reencontrarte con gente añorada. Y es que nunca las cosas aparecen como fáciles.

HANS JONAS Y LA RESPONSABLILIDAD

enero 7, 2009

Tratar de responsabilidad presupone la posibilidad de responder ante alguien. Hans Jonas intenta plantear y superar el imperativo categórico kantiano añadiendo contenido, un contenido que supone ser responsables ante las generaciones futuras.

De esta forma se consigue que el imperativo kantiano se corrija. Cualquier cuestión será evaluada en función de sus consecuencias para las generaciones futuras (¿se acercaría a un utilitarismo de la regla?). Lo que sucede es que, bajo estas correcciones, se consigue que el sistema propuesto se llene de idealismo, del que es sacudido todo el sistema kantiano.

Pensemos que el hecho de pensar en las generaciones del futuro no es más que proyectar el sistema kantiano más allá del “para mí”. ¿Es esto deseable? Éste es un sistema que, a pesar de su base metafísica radical, en cuanto que se aproxima a la teología, parece poner en diálogo una ética teleológica con la más puramente deontológica. Especialmente ha sido tomada por la bioética para la justificación de la crítica a las políticas favorables al aborto, a la investigación de células madre o a la reproducción asistida, que creo que en muchos casos deriva hacia una eugenesia encubierta bajo la justificación de la viabilidad.

Jonas, por otro lado, aclara que su teoría se refiere preferentemente a los órganos con capacidad de decisión, para aquellos que pueden decidir sobre el futuro de los conjuntos de personas. Tenemos, por todo ello un interesante tratado que intenta fundamentar unos principios que vayan más allá del “para mí” kantiano para introducirse en unos contenidos que se deberán analizar para saber si hemos de atenernos a ellos en el momento de tomar una decisión o no.

RESPONSABILIDAD Y REPROCHE

diciembre 18, 2008

Hoy he estado en un seminario de filosofía española en el que hemos hablado de Zubiri. Muy interesante. La cuestión ha venido en el debate, cuando estábamos hablando de la responsabilidad. He defendido la imposibilidad de hablar de responsabilidad si no hay existencia de reproche, a lo que todos me han contestado que eso no podía ser así. Ante la unanimidad de los presentes no he querido llevar el debate a mi terreno, pero algo dentro de mí chirriaba.
¿Para qué voy a dar razones si no se me piden? Se me pueden pedir de mil maneras, desde con golpes a con una mirada dulce, y bien es cierto que una mirada dulce puede tener más poder depersuasión que otros métodos. Pero, ¿cómo ser responsable si no tengo razones para serlo?
Puede que las razones no sean socialmente señalables, puede que haya introyectado un sistema de moralidad que me exija dar razones incluso cuando no hay nadie delante, pero de ahí a defender que somos responsables “porque sí” hay un salto tan espectacular como que si fueramos todos los seres humanos responsables la responsabilidad,al igual que si no se fuera responsable en ningún caso, dejaría de tener valor.
Pronto he percibido la cuestión que lleva a ese razonamiento, y es el prejuicio kantiano de que somos responsables ante nosotros mismos porque somos “buenos”.

Es decir, todos somos responsables porque en nuestro foro interno hay algo, independiente del reproche de los demás (o diferente al reproche que nos hacemos a nosotros mismos por determinación de los demás) un pepito grillo que nos sacude con virulencia cuando no respondemos de forma adecuada.

Me parece muy, muy peligroso considerar que nuestra existencia sea exenta de maldad. En todos nosotros hay una lucha, ya sea por querer matar a alguien (caso extremo) o por querer estar cinco minutos más en la cama. Pensar que nos levantamos de la cama porque es una respuesta autonomamente voluntaria en cuanto que nos hemos mostrado como seres racionales y correctos me parece pecar de una ingenuidad que puede ser aceptable desde ciertos ámbitos, pero nunca desde el pensamiento.

Ya oigo mi pepito grillo: “entonces tú eres un relativista, una persona horrible que quiere imponer un estado de terror ante las personas super buenas”. Pues puede ser, pero es que no somos superbuenos. De hecho dudo que seamos buenos. Eso suponiendo que seamos.

TEORÍA MORAL Y VILLANOS

diciembre 17, 2008

Posible líneas para el trabajo de Villanos

Con Kant se alcanzó en la filosofía el primer sistema teórico cerrado y reconocido que daba ligazón al mundo moral tras las expectativas creadas en la modernidad (me cuesta poner mayúscula a un movimiento tan heterogéneo e interpretado de manera tan dispar).
Este sistema supuso un alejamiento de la realidad que permitía criticar y evaluar la realidad desde un marco teórico que se mostraba como deseable siempre que atendiéramos de forma razonable sus premisas básicas, premisas seductoras y que han sido bien aceptadas desde la filosofía.
Realizar la crítica desde nuestro tiempo y lugar podría ser un acto de falta de honestidad hacia un pensador sobresaliente, salvo que la crítica se produjese hacia una forma de comprender el pensamiento kantiano que nos ha llevado a la incomprensión de nosotros mismos, en cuanto que parecemos tener resistencias insalvables para poder responder de la forma en la que nos “obliga” la teoría moral desarrollada actualmente por kantianos.
Por supuesto, ante las muestras de profunda incomprensión de la teoría kantiana ante las respuestas humanas han aparecido mensajes desde dentro de la propia tradición que pretenden articular la pureza y asepsia del pensamiento kantiano con intuiciones que tenemos como constituyentes (ya sea por cuestiones genéticas, sociales, religiosas, de pertenencia…).
De esta forma los kantianos han dialogado con Aristóteles, con Hume, con Hegel y otros autores que han podido complementar la visión de Kant.
Aún así, las sociedades liberales en las que nos encontramos no han podido deshacerse del poso teórico que Kant justificó de forma brillante. Ello ha supuesto, por un lado, una sociedad que parecía ser crítica y que se ha mostrado capaz de realizar mejoras irrenunciables desde una fundamentación teórica fuerte que ha supuesto importantes mejoras en las vidas de los individuos.
La teoría moral kantiana parece haber funcionado como apoyo a otras propuestas políticas para conseguir el mundo en el que nos movemos, que para la mayoría de los individuos que se desarrollan en nuestra órbita parece ser el mejor mundo que ha existido (para nada el mejor de los posibles).
La cuestión es si nuestro mundo moral, o más bien, si el mundo moral de un sujeto, puede encerrarse y dar razón desde el marco teórico kantiano. O más allá, si alguna teoría, aunque no fuera la kantiana, puede dar razón del mundo moral de un sujeto socializado. En el caso de que pudiéramos mostrar que un marco teórico oformalizado no puede dar razón de prácticas morales podríamos hablar de teorías que muestran cómo debería de ser el mundo moral, pero que no tratan del mundo moral tal como se da.

Centrarnos lo que sería deseable no supone ningún contrasentido. Yo puedo asentir “No debería de haber hambre (sin consentimiento) en el mundo”. Cuesta decir que esta aserción es falsa o reprochable. La cuestión es que si esa afirmación quiere introducirse en un marco práctico parece que debe aportar algo más, si no la propia aserción quizá el marco en el que esa aserción se encuadra.

¿Significa esto que desde la filosofía moral no podemos atender deseos bienintencionados, que no podemos atender a ideas regulativas que muestran un estado de cosas al que sería deseable llegar? No, por supuesto que tenemos que saber dónde hemos de dirigir nuestros esfuerzos. La cuestión, desde esta perspectiva, sería que hemos de saber dónde llegar, pero también hemos de saber desde dónde salimos. El esfuerzo no puede ser incontrolado y sin sentido. Pensemos que sentido no conlleva solamente una coherencia, más o menos laxa, en lo interno. El sentido se plasma externamente cuando al aplicar una fuerza el objeto se dirige en una dirección o en otra. De esta forma, para llegar con sentido a un lugar no nos sirve exclusivamente con conocer el lugar al que llegar, tenemos que conocer el punto de salida, para, de esta forma, realizar el esfuerzo de forma que consigamos el sentido adecuado para arribar a nuestro destino.

BRUCE SPRIGSTEEN EN BCN

julio 21, 2008

Como en la vida no todo es sufrir me marché a ver al Boss a BCN este sábado. Lo primero que he de reconocer es que no soy un seguidor férreo de Bruce, y que la causa de mi marcha al concierto fue por la insistencia de mi hermano y por la paciencia de aguantarme de sus amigos.

75.000 personas son muchas personas, y tres horas de concierto parecen muchas. Tener tocando a unos abuelos al borde de la jubilación no animaba mucho, pero tuve que tragarme todo mi escepticismo y reconocer la grandeza de los abuelitos y de su propuesta: nada de artificio, sólo música y honestidad.

Bruce tiene un carisma alucinante, y si el público es el de Barcelona (habría que hacer un análisis del por qué Bruce conecta tanto con una ciudad con las peculiaridades de BCN, porque me cuesta creer que llenara dos Mestallas en Valencia) el espectáculo resulta sobrecogedor. Me encantó su versión de “Because the night”, con un solo del guitarrista que casi me hace llorar. De igual manera en “Tunnel of love” sacríficó la guitarra distorsionada por la pureza de sonido, lo que le quitó cierto dramatismo a mi gusto. Pero salvo por esta tontería dicha para que se note que me sé algo del repertorio el concierto fue extático. Me lo pasé bomba, y eso que veía a Bruce del tamaño de 1 cm. Menos mal que tenía delante una musa de una belleza que me hacía llevar mejor las limitaciones que la lejanía imponían a los que queríamos ver si Bruce llevaba gafas o no.

Pero si lo de Bruce es de escándalo lo de los músicos que lleva es para alucinarlo. En conclusión, que ver a Bruce en BCN es muy recomendable aunque no te guste Bruce. La experiencia es alucinante y la entrega de este rockero es generosa y, a primera vista, sincera. Me lo pasé muy bien y acabamos cantando “la Bamba”.